• jueves , 14 noviembre 2019

Canon EOS-1D X Mark III

La multinacional japonesa Canon anuncia hoy el desarrollo de la esperada cámara de segmento profesional Canon EOS-1D X Mark III, sucesora de la mundialmente reconocida EOS-1D X Mark II. Es el modelo perfecto para la fotografía deportiva y de fauna salvaje. El nuevo buque insignia de Canon se desarrolla teniendo en cuenta las sugerencias de la comunidad de fotógrafos de todo el mundo, usuarios tanto la EOS-1D X como EOS-1D X Mark II, además de los resultados de completos test realizados con fotógrafos profesionales de todo el mundo. La Canon EOS-1D X Mark III ofrece un cambio muy significativo en el enfoque automático, con una calidad de imagen, vídeo y comunicaciones radicalmente mejoradas.

Las cámaras réflex digitales (DSLR) de Canon siguen dominando la fotografía profesional. Velocidad, enfoque automático y comunicaciones a alta velocidad son los elementos centrales de la EOS-1D X Mark III, que la hacen ideal para los profesionales, especialmente los de deportes o fauna salvaje, quienes siempre están bajo presión para captar y difundir imágenes de acción ópticamente excelentes que podrían suceder en una fracción de segundo.

 

Sin rival: un cambio radical en enfoque automático

La Canon EOS-1D X Mark III es una cámara extremadamente rápida; ofrece una precisión y fiabilidad excepcionales, enfoque automático y seguimiento del sujeto de alto rendimiento, dando a los fotógrafos una mayor posibilidad de elección en lo que respecta a la selección de la imagen perfecta. El nuevo algoritmo del nuevo sistema AF mejora la estabilidad y el seguimiento, tanto cuando se utiliza el visor óptico como cuando se dispara mediante visión en directo “Live View”, utilizando la tecnología de aprendizaje profundo para asegurar un seguimiento del enfoque preciso en cada disparo. Cuando utiliza el visor óptico, la Canon EOS-1D X Mark III usa un nuevo sensor AF que ofrece una resolución aproximadamente 28 veces mayor en el centro del sensor que la del de la EOS-1D X Mark II, la actual cámara de referencia de los fotógrafos profesionales.

Ofreciendo una gama de luminosidad AF ampliada con mayor precisión, la Canon EOS-1D X Mark III cuenta con numerosas posibilidades de enfoque automático que permiten a los fotógrafos captar la fotografía deseada. En el modo de visión en directo “Live View”, los usuarios podrán usar hasta 525 zonas AF utilizando el sistema de enfoque automático Dual Pixel CMOS AF, que cubre aproximadamente el 90% del área en horizontal y la totalidad en vertical del sensor de imagen. La EOS-1D X Mark III permite hacer fotos en serie en ráfagas más rápidas con AF y AE completos, tanto cuando se utiliza el visor óptico (hasta aproximadamente 16 f.p.s. con obturador mecánico) como con visión en directo “Live View” (hasta aproximadamente 20 f.p.s. con obturador mecánico o electrónico). Además, las ranuras para tarjetas CFexpress de la cámara permiten disparar cinco veces más ráfagas RAW que su predecesora.

 

Reto creativo: capta absolutamente todo

Claro ejemplo del compromiso de Canon de ampliar los límites de la imagen innovadora, con tecnología ópticamente excelente, la Canon EOS-1D X Mark III es compatible con un sensor CMOS y un procesador DIGIC, ambos completamente nuevos, desarrollados por Canon, que proporcionan mejor calidad de imagen, incluso a sensibilidades ISO más altas, con la capacidad de captar fotografías en 10 bits en el formato de archivo HEIF (High Efficiency Image File). La potencia de la resolución 4K hace que las historias cobren vida con la capacidad de grabar vídeos 4K con aspecto cinematográfico, incluido 4K 60p, con la grabación interna Canon Log de 10 bits. Reduciendo la cantidad de equipo que necesitan los profesionales para cualquier proyecto, la Canon EOS-1D X Mark III también permite la captación de imágenes en formato RAW, tanto vídeo como fotos.

 

Conectividad más rápida

Para los profesionales, la distribución del contenido es tan importante como la captación de la imagen: la Canon EOS-1D X Mark III facilita esta tarea ya que cuenta con Wi-Fi y Bluetooth de bajo consumo incorporados, además de GPS. Para poder cumplir con plazos de entrega cada vez más cortos, la cámara transfiere los datos al doble de velocidad que la EOS-1D X Mark II cuando se utiliza la conexión Ethernet incorporada o el nuevo transmisor inalámbrico opcional, el WFT-E9, que es también compatible con la cámara EOS Cine C500 Mark II de Canon, recientemente lanzada. Combinado con una configuración de red más sencilla, la EOS-1D X Mark III mejora en gran medida el flujo del trabajo profesional.

 

Ampliación del equipo profesional

Los usuarios de la actual serie EOS-1D se sentirán muy cómodos cuando utilicen la nueva EOS-1D X Mark III, ya que les permitirá un manejo perfecto con una ergonomía fiable, a la vez que su cuerpo de aleación de magnesio les ofrece la durabilidad que se espera de las cámaras Canon EOS-1. Los fotógrafos profesionales pueden esperar la misma excelente calidad de construcción que la de la EOS-1D X Mark II, un sellado espectacular contra las inclemencias del tiempo que permite que la cámara soporte las condiciones más extremas, incluido viento, lluvia y humedad.

Con una capacidad increíble para captar imágenes con poca luz, los botones iluminados de la EOS-1D X Mark III permiten un manejo preciso en situaciones complicadas, oscuras o con iluminación escasa. La cámara también ofrece un nuevo control adicional para la selección de los puntos AF, incorporado en el botón AF-ON, permitiendo a los fotógrafos cambiar los puntos AF de forma muy rápida para una mejor composición, simplificando aún más su trabajo. Además, la duración de la batería muy mejorada, la misma LP-E19, permite a los profesionales trabajar durante períodos más largos, sin tener que cambiar las baterías, lo que reduce las posibilidades de perder una imagen importante.